Inicio » Noticias del Motor » Cuidado con anular, trampear o retocar los FAP , la Fiscalía de Medio Ambiente se pone seria
Tubo de escape humo

Cuidado con anular, trampear o retocar los FAP , la Fiscalía de Medio Ambiente se pone seria

No es la primera vez que hablamos de contaminación, un tema que en los últimos meses ha estado muy de moda y tampoco es la primera vez que hablamos de sistema anticontaminación o de recirculación de gases. Muchos de vosotros incluso nos habéis comentado que habéis anulado total o parcialmente filtros, sistemas de recirculación y demás en vuestro vehículo para evitar futuros problemas o ganar algo de potencia.

Pues bien, ahora parece que la “picaresca” nuevamente se va a acabar ya que hace unas horas hemos sabido que la Fiscalía de Medio Ambiente ha trasladado a la Fiscalía de Madrid unas actuaciones realizadas sobre lo que parece ser un fraude.

Al parecer se ha descubierto que varios talleres sitos en Madrid ayudan a los clientes a falsear las emisiones y esto podría suponer un delito de falsedad documental y un delito contra el Medio Ambiente.

Todo apunta a que la unidad de Policía Nacional Adscrita a la especialidad ambiental ha llevado a cabo la inspección de distintos talleres que ofrecían en la red sus servicios para la anulación de los conocidos como filtros anti partículas (FAP) y la reprogramación del software de vehículos diésel.

   ¿Buscas coche NUEVO?
Descubre nuestras ofertas »

Como informa EcoNoticias (EFE), esto provoca una mayor contaminación y además permitía al usuario incrementar la potencia del coche y burlar los controles medioambientales de las ITV.

En algunas ocasiones simplemente se eliminaba el filtro de manera mecánica y sin retoques informáticos, lo que implicaba un aumento sustancial de potencia, en otros, esta anulación se ofrecía mediante la reprogramación electrónica.

Desde la Fiscalía de Medio Ambiente han confirmado que estas manipulaciones mecánicas o informáticas podrían alterar los datos oficiales del vehículo que se recogen en la ficha técnica. Tanto la propia manipulación como la contratación de estos servicios podrían suponer un delito contra los recursos naturales y el medio ambiente recogidos en el artículo 325 del Código Penal.

A raíz de la detección del problema, este ha sido comunicado a industria para que estudiar las responsabilidades administrativas de los titulares o propietarios de los talleres implicados así como para la restitución de los sistemas mecánicos y electrónicos de control de emisiones y la adecuación de sus características en cada caso y en cada vehículo. Asimismo se ha instado a la Administración a que adopte las medidas necesarias para que la Inspección Técnica de Vehículos (ITV) puedan detectar y corregir, las irregularidades detectadas, así como extremar la vigilancia para poner freno a las mismas.

Noticias del motor y Ofertas de Coches Nuevos - Autonocion.com